Producción sostenible de aceite de palma y Objetivos de Desarrollo Sostenible: correlación, investigaciones y experiencias laborales

En el pasado mes de septiembre y octubre con motivo del Festival de Desarrollo Sostenible 2021, la Alianza Italiana para el Desarrollo Sostenible organizó dos eventos online de la mano de la Unión Italiana de Aceite de Palma Sostenible bajo el nombre “Aceite de palma sostenible para el clima: objetivo de deforestación cero y certificación de la cadena de suministro” el día 30 de septiembre y “La contribución del aceite de palma sostenible al logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible: la opinión de la ciencia y las experiencias de los operadores” el día 13 de octubre. A continuación, analizaremos las ponencias que tuvieron lugar en ambos eventos y las conclusiones a las que se llegaron.

Webinar Aceite de palma sostenible para el clima: objetivo de deforestación cero y certificación de la cadena de suministro”

Este evento desarrollado el día 30 de septiembre tuvo como objetivo principal responder a dos cuestiones: ¿Puede el aceite de palma sostenible ser una solución en la lucha contra el cambio climático? ¿Cuáles son las opciones más efectivas y coherentes para alcanzar el objetivo de deforestación cero?

El webinar contó con la intervención de la Dra. Maria Vivenza Chiriacò en representación del Centro Euro-Mediterráneo para el Cambio Climático (CMCC), que presentó los resultados de una investigación en curso sobre la palma aceitera y los aceites vegetales alternativos a esta. Los primeros resultados del estudio revelaron que las emisiones consecuencia de la producción de aceite de palma sostenible son menores que las que genera el aceite de palma convencional, de soja, colza o girasol.   Asimismo, el aceite de palma presenta otra gran ventaja frente al resto de aceites vegetales: su elevado rendimiento, siendo las emisiones por unidad de producto inferiores que los aceites alternativos. En cuanto a la deforestación, la experta indicó que la certificación de sostenibilidad supone una gran ventaja en la reducción de emisiones para la producción de aceite de palma sostenible. No obstante, los datos indican que esto no excluye que los demás aceites vegetales y posibles sustitutos no se produzcan de manera sostenible, porque de lo contrario, cambiar el consumo de aceite de palma a otros aceites no certificados podría significar un incremento de las emisiones.

Otra de las ponencias a destacar es la de Davide Pettenella, profesor de la Universidad de Padua, que se centró en analizar la tendencia de la deforestación y la respuesta de la sociedad civil, empresas e instituciones. Los datos aportados por el experto revelan que los productores y usuarios se esfuerzan por adoptar soluciones orientadas a la sostenibilidad. Sin embargo, el exceso de información, a pesar de tener un efecto positivo también amplía la brecha entre el conocimiento y la percepción real de la problemática. Un claro ejemplo de esto es la exposición en la que se encuentra el consumidor a mensajes simplistas como los reclamos “sin aceite de palma” y “libre de deforestación“. Por ello, el profesor recalca la necesidad de asumir responsabilidades por parte del sector para que la información que le llegue al consumidor sea de calidad y se base en estándares rigurosos.

La última intervención fue de la mano de la presidenta de la asociación Amigos de la Tierra, Monica Tomamasi, que recalcó su posicionamiento en contra de aquellas campañas de difamación, boicot y desprestigio del aceite de palma. Declaró que desde su punto de vista es necesaria una intervención por parte de las autoridades institucionales y científicas para evitar que ciertas empresas utilicen el lema “sin aceite de palma” como una estrategia de marketing y publicidad.

Las conclusiones que podemos extraer de este webinar es que el aceite de palma certificado como sostenible contribuye a disminuir las emisiones de gases de efecto invernadero, ya que se trata de una cadena de suministro basada en un modelo de sostenibilidad garantizado por certificaciones rigurosas sustentadas en la evidencia científica.

WebinarLa contribución del aceite de palma sostenible al logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS): la opinión de la ciencia y las experiencias de los operadores”

Este evento celebrado el día 13 de octubre tuvo como objetivo analizar desde la perspectiva de los académicos y operadores de la cadena de suministro, el papel del aceite de palma de producción sostenible a la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y analizar las estrategias y formas de colaboración de los diversos actores implicados para conseguir el desarrollo del aceite de palma sostenible.  

Entre los ponentes del evento cabe mencionar a Charles O’Malley asesor sénior de cambio de sistemas del Programa de productos ecológicos del PNUD; Matteo Bellotta, investigador de la Fundación Centro Euro-Mediterráneo sobre Cambio Climático (CMCC); S.E. Ngurah Swajaya, director general de Asuntos Americanos y Europeos del Ministerio de Relaciones Exteriores; Rukaiyah Rafik , director de la escuela de agricultores en el Foro de pequeños productores de aceite de palma sostenible de Indonesia (FORTASBI); Rudy Prasetya , jefe de Sostenibilidad de Triputra Agro Persada (TAP); y Marcello Valenti, gerente de Medio Ambiente y Sustentabilidad de Unigrà.

Charles O’Malley, en su presentación recalcó tanto los impactos positivos (reducción de la pobreza y el hambre, trabajo decente y desarrollo económico), como los negativos relacionados con la producción sostenible de aceite de palma, haciendo especial hincapié en los beneficios a nivel de mejora de las condiciones de vida de los agricultores y sus comunidades y la protección de los bosques y sistemas vulnerables. Asimismo, enfatizó el papel de los estándares de sostenibilidad como clave en la adopción de buenas prácticas en el sector del aceite de palma, siendo necesario la colaboración entre el sector privado y público para poder lograr los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Por su parte, Matteo Bellota, presentó una investigación titulada “Los aspectos socioeconómicos relacionados con la producción de aceite de palma y la contribución del aceite de palma sostenible al logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS)”. Dicho trabajo científico analizó la contribución del aceite de palma a la consecución de ocho Objetivos de Desarrollo Sostenible, concluyendo que el aceite de palma contribuye positivamente a la disminución de la pobreza y el hambre, y favorece el crecimiento económico local. El experto afirmó que las ventajas y desventajas de la producción de aceite de palma dependen de que el sistema de producción empleado se base en criterios de sostenibilidad, siendo la certificación de la cadena de suministro y la intervención pública fundamentales.

Otra de las intervenciones destacadas fue la de S.E. Ngurah Swajaya, que expuso como el aceite de palma ha contribuido en la reducción de la pobreza y la promoción de la igualdad, mejorando así la calidad de vida de pequeños propietarios y agricultores al generar más oportunidades laborales e ingresos asociados a la exportación de aceite de palma. Recalcó que una discriminación injustificada hacia la producción del mismo afectará negativamente a las condiciones económicas y sociales de los agricultores, al logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y la reducción de la deforestación y emisión de gases de efecto invernadero.

Por su parte, Rukaiyah Rafik, centró su ponencia en el importante rol que desempeñan los pequeños agricultores en la producción de aceite de palma en Indonesia y como consecuencia en el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Finalmente, Marcello Valenti, desde su experiencia como gerente de Medioambiente y Sostenibilidad, habló de las políticas implementadas en su empresa y sobre su vinculación con los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Como clausura del evento, Charles O’Malley, recalcó que el crecimiento del sector del aceite de palma no solo ha producido efectos positivos en los consumidores y productores, sino que ha generado costos ambientales, y por ello, aconseja adoptar un enfoque sistémico trabajando de manera conjunta entre productores y compradores e involucrando a gobiernos, empresas y comunidades.

Irene Castillo

Asesor científico