El 60% del aceite de palma utilizado por la industria alimentaria en Europa está certificado como sostenible por RSPO

• La Fundación Española del Aceite de Palma Sostenible ha colaborado en la elaboración del informe ‘Making sustainable palm oil the norm in Europe’, que analiza el progreso en la importación y utilización de aceite de palma sostenible en Europa

• ESPO apoya la Declaración de Amsterdam, un compromiso alcanzado por varios países europeos y organizaciones empresariales para lograr una cadena de suministro 100% sostenible en Europa en 2020

• Europa importó algo más de 7 millones de toneladas de aceite de palma en 2016, el 11% de la producción mundial

La Fundación Española del Aceite de Palma Sostenible ha colaborado con ESPO (European Sustainable Palm Oil) en la elaboración del informe ‘Making sustainable palm oil the norm in Europe’. Esta revisión analiza el progreso en la importación y utilización de aceite de palma sostenible en Europa, así como las iniciativas nacionales para impulsar esta modalidad de aceite de palma en Europa.

En este sentido, ESPO es una de las organizaciones comprometidas con la Declaración de Amsterdam, un compromiso alcanzado por varios países europeos (Alemania, Dinamarca, Francia, Italia, Noruega, Países Bajos y Reino Unido) para lograr una cadena de suministro de aceite de palma 100% sostenible en Europa en 2020.

Según los datos publicados por ESPO en su informe, el 60% del aceite de palma utilizado por la industria alimentaria en Europa está certificado como sostenible por la Roundtable on Sustainable Palm Oil (RSPO). En términos absolutos, en el año 2016 se produjeron 58,9 millones de toneladas de aceite de palma en el mundo, de las que Europa importó 7,07 millones.

De esta importación, 3,7 millones de toneladas fueron utilizadas para la industria alimentaria, mientras que los otros 3,4 millones fueron dirigidos al sector energético. El total de la importación dirigida a biocombustibles en Europa debe cumplir con la Renewable Energy Directive (RED), que tiene su propio sistema obligatorio de certificación de sostenibilidad.

El total de los datos de importación de aceite de palma en Europa es igual al total de aceite de palma utilizado, si bien existen diferencias significativas en el comercio entre los diversos estados miembros. Por ejemplo, en este sentido, existen países como Países Bajos que exportan un volumen significativo a otros países de la Unión Europea, mientras que otros, como Polonia, importan la mayor parte de este ingrediente de otros países europeos.

El certificado de RSPO es el más utilizado en Europa para el aceite de palma utilizado para alimentación. De hecho, la importación de aceite de palma sostenible en Europa ha crecido desde las 300.000 toneladas en 2012 hasta los 2,5 millones de 2016 (exactamente, 2.547.767 toneladas). Este volumen supone un 24,6% más que en 2015, cuando se registraron 2.044.541 toneladas.
En el caso de España, las estimaciones apuntan a que el porcentaje de aceite de palma sostenible utilizado para alimentación es el 26%, lo que supone más de 75.000 toneladas. La Fundación Española de Aceite de Palma Sostenible continúa trabajando con el objetivo de que todas las empresas de nuestro país utilicen aceite de palma sostenible antes de 2020.

Cabe destacar que la utilización de aceite de palma sostenible en la industria alimentaria es uno de los compromisos de la Declaración de Amsterdam. En Europa, algunos países, como Francia o Países Bajos, cuentan con porcentajes de aceite de palma sostenible superiores al 90% respecto al total de sus importaciones de este ingrediente.

Leave a Reply